Guía de cuidados prácticos para tu nuevo gato

Felicitaciones por recibir a un nuevo gato en su familia, para que las primeras semanas y  meses de la vida de su pequeño amigo en su hogar  sean lo más gratificantes posibles , VETRAINING S.A.S , hoy te da unos consejos prácticos para tu nueva adquisición.

Por: Johanna Milena Forero
Medico veterinario ULS
CEO Vetraining S.A.S
Visitador Medico Profesional.

La llegada de un nuevo gato siempre trae una mezcla de sentimientos que van desde la emoción y las ganas de disfrutar de él al máximo, hasta un cierto nerviosismo de los primeros días, por darle los mejores cuidados y atenciones. Tanto si has comprado tu gato en una veterinaria o petshop, como si lo has recogido en la calle, o lo has adoptado, conviene que tengas en cuenta lo siguiente consejos:

  1. Tráelo a casa cuando todo esté tranquilo, deberás asignarle un lugar seguro, bien sea una habitación, un estudio etc. deja que se acomode y que explore lentamente toda la casa., pues para el gato lo más importante es conocer su territorio para sentirse seguro en él.
  2. Deberás acudir inmediatamente al veterinario y hacerle una revisión. Que lo vacunen, lo desparasiten interna y externamente, lo bañen si es necesario, le corten las uñas y te suministren toda la documentación sanitaria al día. No olvides preguntar el tema de la esterilización y sus beneficios.
  3. El gato es un auténtico gourmet, así que cómprale comida de calidad siguiendo el consejo de tu veterinario, el agua debe estar siempre limpia y a su disposición. Las cantidades y necesidades nutritivas irán cambiando según la edad, revisa su peso y la cantidad de comida que necesita según el concentrado escogido, evita darle comida de casa ya que no es bueno complementar el alimento de tu gato con alimento humano, esto le puede traer obesidad, molestias intestinales y desequilibrios nutricionales, si está muy pequeño utiliza lacto-reemplazadores para terminar de criarlo o alimento para gatitos según los meses que tenga de nacido. Escoge un alimento para gato que contenga ingredientes de alta calidad para satisfacer el apetito de proteína de origen animal a tu gato, también como mínimo debe contener ácidos grasos, vitaminas, minerales como sodio potasio y magnesio, aminoácidos como taurina entre otros.  No le suministres chocolate, cebolla en polvo, leche de vaca, atún y huevos crudos ya que dichos alimentos pueden causar daño o inclusive ser fatales para él.
  4. Preséntalo a tus hijos teniendo en cuenta que tendrás que supervisar sus primeros contactos, implementando algunas reglas básicas: No está permitido jugar con violencia pues a él no le gusta que le tiren la cola, las orejas o que lo moleste. No agarrarlo de la nuca ni del cuello, enséñales que deben cargarlo colocando una mano por debajo del pecho y la otra por la parte de atrás para levantarlo suavemente, hay que permanecer siempre en calma para que no lo asusten con gritos evitando así una reacción desfavorable o inadecuada del gatito.
  5. Si tienes otras mascotas ten en cuenta lo siguiente: Has revisar a tu nuevo integrante para que estés seguro que no tiene alguna enfermedad transmisible a tus otras mascotas en casa, preséntalos gradualmente teniéndolos separados inicialmente y poco a poco realizando el acercamiento sin obligarlos a compartir, deja que tus mascotas hagan contacto después de unos días de verse y asegúrate que cada animal tenga una ruta de escape fácil para que se sienta más tranquilo y cómodo en el proceso, siempre quédate cerca  y vigilante en caso de que tengas que separarlos.
  6. No lo medique sin autorización de tu veterinario, productos como el acetaminofén podrían ser letales para él.

Artículos necesarios para empezar:

  1. Un arenero o cajita de arena, en el mercado venden areneras y arenas especiales para el manejo de orina y heces. Retira los desechos sólidos a diario o según recomendación del producto y después no olvides lavar muy bien tus manos.
  2. Un peine o cepillo, lo ideal es mínimo cepillarlo una vez a la semana para retirar pelos muertos, así evitaras tanto pelo en casa y por supuesto en tu ropa.
  3. Una maleta para su transporte; es ideal para evitar cuando salgan que se asuste y huya sufriendo algún inesperado accidente.
  4. Platos para la comida y el agua ojalá pesados, para que no puedan ser volteados por él.
  5. Una cama para gatos, que deberá localizarse en un lugar cálido y tranquilo con una frazada o almohada
  6. Un rascador o poste para rascar, así evitaras que dañe tus muebles o implementos en el hogar.
  7. Un collar diseñado para gatos con broche de seguridad y su respectiva plaquita de identificación en caso de que se extravíe.
  8. Aromatizador y productos de limpieza, hoy en día existen en el mercado productos que te ayudarán con el manejo de olores y desechos.
  9. Juguetes, existen gran variedad de juguetes para gatos en el mercado con catnip, varitas, rascadores. Como novedad encontrarás   juegos interactivos tecnológicos destinados exclusivamente ¡a los gatos!. La novedad es que, gracias a la tecnología táctil, estos juegos permiten estimular a nuestras mascotas para interactuar con las pantallas.

Como recomendaciones adicionales vuelve tu casa a prueba de gatitos ya que la curiosidad los domina y pueden llegar a lastimarse:

  • Deja bajo llave los productos de limpieza, los tóxicos y los medicamentos.
  • Restringe el acceso a las plantas del jardín principalmente a las toxicas para ellos, como lo son la hiedra, filodentro, difenbachia, lirio, caladio, azalea, laurel, cerezo, y muérdago. También restringe la llegada a las plantas o materos más especiales para ti ya que puede dañártelas al escarbarlas.
  • Cierra la puerta del baño cuando llenes la tina, y mantén cerrada la tapa del inodoro.
  • Esconde y tapa los cables eléctricos para que no los confunda con juguetes
  • Restringe el acceso al garaje y al sótano, podría buscar calor y acostarse bajo el auto o en el motor que al ser encendido podríamos hacerle daño.
  • Guarda todos los materiales fibrosos, como hilos o sogas, su ingestión puede resultar peligrosa.
  • Cierra las ventanas pues podría caer al vacío o salir de casa y no regresar.

Estos pequeños consejos, mucha paciencia y amor serán el éxito para la llegada de un nuevo miembro a tu familia

Descubriendo a tu perro

Todos los días en las redes sociales nos topamos con diferentes cuestionarios que quieren adivinar nuestra edad por lo que comemos o nuestra película favorita, o incluso la raza de perro favorita. En verdad, a veces buscamos las respuestas que queremos escuchar y tenemos la tendencia a sesgar estos resultados. Ahora, si vamos a hablar de los rasgos de personalidad de nuestros perros ¿somos conscientes de cada uno de sus componentes, igual que de nosotros mismos?

Sabemos que cada perro es diferente, pero también es una creencia generalizada de que hay cuatro tipos principales de personalidad que un perro puede tener.

Las conductas son algo que encajan en cuatro categorías básicas para perros:

  1. Conducta de presa
  2. Conducta de manada
  3. Conducta de defensa (evasión)
  4. Conducta de defensa (ataque)

Todos los perros nacen con estos impulsos, pero a medida que el perro se desarrolla y envejece, sus niveles de impulso cambian. Como propietario, tu vida será más fácil y tu perro más feliz si puedes medir qué impulsos son los más dominantes en su carácter.

Conducta de presa

Los instintos de caza del perro se rigen por su presa. Los perros que siempre están emocionados por todo lo que se mueve tiene esta conducta bien marcada. Son perros que nunca se cansan de perseguir.

Los perros que luchan por resistir la tentación de salir corriendo y perseguir cualquier cosa que puedan ver en movimiento, esto indicaría un fuerte impulso de presa. Los perros con esta conducta más marcada son más difíciles de entrenar, especialmente en manos de propietarios menos experimentados. Sin embargo, como los perros de esta naturaleza tiene un alto interés en explorar y aprender, y usted logra canalizar correctamente su energía, este compañero de cuatro patas sobresaldrá en obediencia, pruebas de esfuerzo y cualquier cosa que requiera grandes cantidades de estimulación mental y física.

Conducta de manada

Todos los perros son animales de manada, algunos mejores que otros. Los perros con una marcada conducta de manada toman muy en serio su posición en la familia. Prosperan si la jerarquía es clara; disfrutan de su papel individual dentro del grupo, ya sea el protector o el protegido de la manada.

Los perros de manada no quieren hacer cosas que puedan perturbar la vida de los demás integrantes, por lo tanto, normalmente son perros muy tranquilos, muy adaptables, no confrontativos y felices. Estos perros rara vez necesitan ser dominados y están perfectamente felices de hacer lo que se les ordena cuando se les dice para mantener intacta la armonía de la manada.

Conducta de defensa – Evasión

Es aquel perro que, en inconformidad con la presencia de una persona, ladra directamente hasta que el individuo se acerca sin mostrar agresividad, pero con seguridad, haciendo que el can huya, tratando de alejarse lo más posible.

Están muy nerviosos por las cosas nuevas; no les gusta nada que pueda amenazar remotamente su ser personal. Casi siempre ladrarán de manera rápida y aterran cuando se les presenta una amenaza real.

Si están atrapados o confinados, morderán, generalmente muy duro y rápido. Lo hacen porque tienen miedo de sí mismos.

Este rasgo de carácter se puede disminuir dando confianza al perro. Deben tranquilizarse regularmente y, sobre todo, sus miedos nunca deben usarse contra ellos.

Conducta de defensa – Ataque

Este es el perro que no correrá cuando lo enfrenten. Cuando se le presenta una amenaza atacará, morderá con fuerza sin pensarlo dos veces y adoptará la actitud de matar o ser asesinado en situaciones de alto peligro. Los perros de esta disposición desafiarán el liderazgo de la manada, generalmente son dominantes por naturaleza, defensivos y rara vez temen.

Se requiere una fuerte propiedad con los perros de defensa al ataque. Si eres el dueño de este tipo de perro, debes ganar todos los desafíos, nunca retrocedas, debes ser consciente de que un juego divertido para ti, si gana, representará debilidad de tu parte. La clave es una fuerte personalidad, liderazgo y consistencia tuya, y tendrás un perro del que estarás muy orgulloso.

Ahora hemos cubierto los conceptos básicos sobre cada conducta diviértete y pon aprueba tu perro y los de tus amigos identificando estas conductas en ellos.

Guía de cuidado de peces Koi

5 cosas que debes saber sobre los peces koi

  • Nivel de experiencia del cuidador: Intermedio
  • Tamaño: Los peces Koi pueden crecer hasta 91 cm de largo
  • Esperanza de vida: Pueden vivir por más de 50 años y prosperar en una amplia gama de temperaturas del agua.
  • Temperamento: Generalmente son pacíficos.
  • Origen: Son un tipo de carpa originaria de Japón.

¿Cómo configurar el acuario de tu koi?

Los koi crecen rápidamente y se hacen muy grandes. Mantenga el koi maduro en un estanque al aire libre de al menos 3 pies de profundidad, con al menos 50 galones de agua por pez.

Los koi jóvenes pueden mantenerse dentro de un acuario de al menos 29 galones.
Coloque el acuario en una zona tranquila, lejos de la luz solar directa y corrientes de aire.

Cubra el acuario con una capucha para reducir la evaporación y las salpicaduras y para evitar que los peces salten.

Para transferir los nuevos koi al acuario, colóquelos en el agua dentro de su bolsa durante unos 10 minutos para que puedan aclimatarse a la nueva temperatura del agua.

Si está introduciendo koi en una escuela existente en un acuario o estanque, ponga en cuarentena a los peces nuevos en un cuerpo de agua separado durante 2 a 4 semanas para asegurarse de que estén sanos.

En el día de la mudanza, use una red para transferir el koi para que el agua vieja no se mezcle con el agua nueva.

Ya sea que vivan en interiores o en exteriores, no agregue más de 3 koi nuevos a la vez.

Los koi jóvenes pueden mantenerse dentro de un acuario de al menos 29 galones.
Coloca el acuario en una zona tranquila, lejos de la luz solar directa y corrientes de aire.

Cubre el acuario con una capucha para reducir la evaporación y las salpicaduras y para evitar que los peces salten.

Para transferir los nuevos koi al acuario, colócalos en el agua dentro de su bolsa durante unos 10 minutos para que puedan aclimatarse a la nueva temperatura del agua.

Si está introduciendo el koi en un acuario existente, pon en cuarentena a los peces nuevos en un cuerpo de agua separado durante 2 a 4 semanas para asegurarse de que estén sanos.

En el día de la mudanza, usa una red para transferir el koi para que el agua vieja no se mezcle con el agua nueva.

Ya sea que vivan en interiores o en exteriores, no agregue más de 3 koi nuevos a la vez.

Filtro

Sigue las instrucciones del fabricante para elegir y configurar el filtro de tamaño adecuado para el hábitat del koi.

Un filtro de acuario debe poder procesar toda el agua en el tanque de 3 a 5 veces por hora. Por ejemplo, el filtro en un tanque de 20 galones tendría que empujar a través de al menos 60 galones de agua cada hora.

Agrega suplementos de bacterias beneficiosas para ayudar a descomponer los desechos en el hábitat.

Luz y calor

Los koi al aire libre son resistentes. En climas extremos por ejemplo, hibernan bajo el hielo en invierno, siempre que su estanque sea lo suficientemente profundo como para no congelarse por completo. (No sobrevivirán en hielo sólido.)

El estanque de tu koi debe estar parcialmente sombreado.

Los koi de interior prefieren agua entre 18°C y 24°C

Instala una luz dentro de un acuario interior para iluminar durante 8 a 12 horas al día.

Asegúrese de comunicarse con un veterinario si nota alguno de estos síntomas:

  • Patrón de nado inusual
  • Adelgazamiento o disminución del apetito.
  • Hinchazón abdominal
  • Piel o aletas inflamadas o decoloradas
  • Aletas sujetadas a los lados del cuerpo.
  • Raspan el cuerpo en las rocas

Algunos consejos

  • Los peces y los animales acuáticos pueden transmitir enfermedades a los humanos. Lávate las manos con agua y jabón antes y después de interactuar con su acuario. Los niños, las mujeres embarazadas, las personas mayores y las personas con problemas del sistema inmunológico deben tener un cuidado especial.
  • Mantén los peces alejados de los alimentos y las áreas donde se preparan los alimentos.
  • Nunca sueltes peces en la naturaleza. No se adaptarán bien y pueden dañar los hábitats naturales.
  • Lávate bien las manos con agua tibia y jabón antes y después del contacto con cualquier mascota o su hábitat.
  • Los adultos deben ayudar a los niños a lavarse las manos después del contacto con una mascota, su hábitat o el agua del acuario.
  • No uses jabones o detergentes para limpiar el acuario o la decoración, ya que son tóxicos para los peces.

12 Consejos para bañar a tu gato con éxito

  1. Determina si realmente es necesario bañar a tu gato. La mayoría de los gatos se limpian solos y no requieren baño, sin embargo, algunos necesitarán una mano adicional, por ejemplo los gatos de más edad.
  2. Prepara todos los equipos y herramientas antes de traer a su gato. De esta manera, tu felino pasará un tiempo mínimo en el agua.
  3. Cepilla a tu gato antes del baño para deshacerte de la mayor cantidad de suciedad posible.
  4. Utiliza siempre champús y acondicionadores aptos para gatos.
  5. Verifica que el agua esté tibia y no fría ni caliente antes de llevar a tu gato a la tina.
  6. Enjuaga bien para asegurarse de que todo el champú y el acondicionador se retiran de su piel y pelaje.
  7. No uses agua o jabón en el área de la cabeza de tu gato. Solo limpia con una toalla húmeda para limpiar esas zonas de su cuerpo.
  8. Tranquiliza a tu gato hablándole suavemente durante el baño.
  9. Deja que se seque en un espacio cálido sin corrientes de aire después del baño, y asegúrate de que estén cómodos con el secador de pelo si decides usar uno. Si notas que el secador lo estresa, es mejor que no utilices ese equipo.
  10. Debes ser paciente y estar tranquilo durante todo el proceso.
  11. Comenzar a edades tempranas con los baños le da a tu gato la oportunidad de acostumbrarse a bañarse.
  12. Para los gatos mayores será mucho más difícil adaptarse a los baños de agua.

6 nutrientes esenciales que los perros necesitan

Los seres vivos necesitan una amplia variedad de nutrientes para sobrevivir. Hay seis clases principales de nutrientes para perros y personas: agua, proteínas, grasas, carbohidratos, vitaminas y minerales. A continuación evaluamos estos nutrientes en la dieta de tu perro:

1. Agua

El agua constituye entre el 70% y el 80% de la masa corporal magra de un perro maduro. Las muchas funciones importantes del agua incluyen: disolver y transportar nutrientes a las células; ayudando a regular la temperatura corporal; hidrolizar proteínas, grasas y carbohidratos para la digestión; amortiguación de los órganos y sistema nervioso; Limpiar de residuos del cuerpo.

Los requisitos de agua de un perro varían según la salud, el nivel de actividad y la temperatura ambiental. La mayoría de los perros auto-regulan su consumo de agua para satisfacer sus necesidades. Los perros que consumen alimentos ricos en humedad suelen beber menos que los perros alimentados con croquetas. Todos los perros siempre deben tener acceso a H2O limpio y fresco.

Obtén el agua directamente desde el grifo equipado con un filtro de buena calidad.

2. Proteína

Junto con las grasas y los carbohidratos, la proteína es un macronutriente, lo que significa que suministra energía. La proteína está formada por aminoácidos, los componentes básicos de la vida.

La proteína proporciona aminoácidos esenciales y no esenciales que son críticos para la vida. Las proteínas le dan estructura al cuerpo (cabello, piel, uñas, músculos y huesos fuertes) y son necesarias para producir hormonas, neurotransmisores, enzimas y anticuerpos que mantienen el funcionamiento óptimo del cuerpo. Los perros deben recibir los aminoácidos esenciales de la dieta, ya que sus cuerpos no pueden producirlos en los niveles requeridos. La proteína también puede suministrar energía en ausencia de suficientes carbohidratos y grasas. Debido a que el cuerpo no puede almacenar proteínas, necesita un suministro dietético constante.

Los cachorros en crecimiento y las hembras gestantes y lactantes requieren aproximadamente el doble de proteínas que un perro adulto en el mantenimiento.

De fuentes animales provienen de carnes magras, pescado y huevos; y de fuentes de origen vegetal de frijol y lenteja.

3. Grasas

Un macronutriente compuesto de ácidos grasos. Las grasas dietéticas son saturadas (por ejemplo, mantequilla, carne de queso), poliinsaturadas (por ejemplo, aceite de pescado, aceite de linaza, aceite de girasol) o monoinsaturadas (por ejemplo, aceite de oliva).

La grasa proporciona energía más concentrada, con más del doble de calorías que las proteínas y los carbohidratos. También proporciona ácidos grasos esenciales omega-3 y omega-6; permite la absorción de vitaminas solubles en grasa; protege los órganos internos; regula la temperatura corporal; y promueve un sistema nervioso sano.

Demasiada grasa puede desencadenar pancreatitis o problemas gastrointestinales. Evita los restos grasos de mesa. Ten en cuenta que el aceite de coco no proporciona ácidos grasos esenciales.

Este nutriente lo consigues en pescado bajo en mercurio y aceite de pescado; aceites de origen vegetal, como la linaza y la semilla de cáñamo.

4. Vitaminas

Las vitaminas son compuestos orgánicos (lo que significa que contienen carbono) que se requieren en pequeñas cantidades para una función metabólica adecuada. Las vitaminas pueden ser solubles en grasa (A, D, E y K) o en agua (B y C). Las vitaminas liposolubles se almacenan en los tejidos grasos y en el hígado; Las vitaminas hidrosolubles no se almacenan. Debido a que el cuerpo no puede sintetizar vitaminas en cantidades suficientes, deben provenir de la dieta.

Las vitaminas desempeñan una variedad de funciones críticas, entre ellas: la regulación de los niveles de calcio y fósforo (D); potenciar el sistema inmunológico (A); Sirviendo como antioxidantes (C y E); permitiendo que la sangre se coagule (K); y manteniendo la función del sistema nervioso (B12).

Todas las dietas preparadas en casa requieren suplementos vitamínicos. Si compras un alimento completo y equilibrado, no agregues vitaminas adicionales solubles en grasa, ya que puedes causar toxicidad. La toxicidad de las vitaminas solubles en agua es poco probable, ya que el exceso se excreta en la orina.

Estos nutrientes los obtendrá el perro de una dieta variada que contenga carnes de vísceras y músculos, y alimentos a base de plantas amigables para perros.

5. Minerales

Los minerales son compuestos inorgánicos que el cuerpo necesita para mantener las funciones metabólicas adecuadas. El cuerpo no puede fabricar minerales y, por lo tanto, debe obtenerlos de los alimentos. Hay dos clases de minerales: macrominerales (calcio, magnesio, fósforo, sodio, potasio, cloruro) y microminerales (hierro, cobre, zinc, manganeso, selenio, yodo). El cuerpo requiere macrominerales en niveles más altos que los microminerales, pero ambos tipos son igualmente importantes.

Al igual que las vitaminas, los minerales desempeñan una variedad de funciones en el cuerpo que son esenciales para sustentar la vida, entre ellas: constituyen la mayor parte de los huesos (calcio, fósforo); transportar oxígeno por todo el cuerpo (hierro); asistencia en la curación de heridas (zinc); proporcionando apoyo antioxidante (selenio); ayudando en la transmisión nerviosa (sodio, potasio, calcio, magnesio); y regulación del balance de fluidos (sodio, cloruro, potasio).

Los cachorros en crecimiento requieren más del doble del calcio de los perros adultos en el mantenimiento. Los niveles y las proporciones de calcio y fósforo deben controlarse de cerca en cachorros de razas grandes para evitar el riesgo de enfermedad ortopédica del desarrollo.

Los minerales se obtienen de diferentes alimentos. La carne tiene un alto contenido de fósforo, mientras que los huesos tienen un alto contenido de calcio. Las carnes de vísceras proporcionan cobre y hierro, mientras que los mariscos son ricos en zinc.

6. Carbohidratos

Son macronutrientes compuestos de azúcares, almidones o fibra no digerible. Como los perros pueden sintetizar glucosa a partir de suficientes proteínas y grasas en la dieta, los carbohidratos son la única clase de nutrientes que no es esencial para los perros. Por qué son importantes: los carbohidratos son la principal fuente de glucosa, el «combustible» con el que funciona el cuerpo. Aunque los carbohidratos no son un nutriente esencial para los perros, los carbohidratos saludables aportan importantes vitaminas, minerales, antioxidantes y nutrientes de origen vegetal que ayudan a promover una salud óptima.

El consumo de una parte de la energía de los carbohidratos saludables ahorra proteínas para otras funciones importantes. Manténgase alejado de los carbohidratos «basura» de alto índice glucémico que proporcionan poca o ninguna nutrición y elevan rápidamente los niveles de azúcar en la sangre.

Los carbohidratos se consiguen en: Verduras, frutas, legumbres y granos sin gluten aptos para perros.

Recuerda siempre consultar con tu médico veterinario de confianza a la hora de definir o hacer ajustes a la dieta de tu mascota

Preparando tu gato para la llegada del bebé

Cuando un bebé ingresa a casa, todos celebran, excepto tu gato. Para un felino, la aparición repentina de un miembro de la familia adicional trae confusión y cambio. Los gatos dependen de que todo permanezca igual y se molestan fácilmente por las molestias en su territorio o rutina.

Un nuevo integrante de la familia con peculiar olor, apariencia extraña, y con el que tiene que compartir hace posible que a tu gato le resulte aún más difícil aceptar a tu bebé, especialmente si nunca ha crecido con niños.

¡No es de extrañar que se sienta asustado y opte por mantenerse fuera de la vista!

Idealmente, te gustaría que el niño y el gato se conviertan en mejores amigos. Para ayudar a que esta amistad florezca, tendrás que ayudar a tu gato a su nuevo estilo de vida.

5 Consejos para ayudar a estrechar lazos sanos entre tu gato y tu bebé

1. Limitar el tiempo de juego y la atención

No tengas demasiadas horas de juego y atención con tu gato antes del nacimiento del bebé. Muchos padres, sin saberlo, hacen esto porque saben que su bebé tomará todo su tiempo más tarde. Pero tu gato se acostumbrará a los abrazos adicionales y no entenderá por qué disminuye cuando el niño llega.

2. Establecer una nueva rutina

Dado que tus prioridades eventualmente girarán en torno a las necesidades del bebé en lugar de las de tu gato, elije momentos en los que puedas alimentar a tu gato de manera confiable, limpia su caja de arena y brinda atención personalizada.

3. Introducir objetos infantiles

Deja que tu gato vea la cuna del bebé, el columpio, el cambiador, los pañales y la ropa. Permítele deambular e investigar completamente estos artículos infantiles. Al mismo tiempo, dale golosinas para que asocie las cosas nuevas en su entorno con las recompensas. Una vez que los haya explorado por completo, cubre la cuna y el cambiador para que no piense que estos son lugares donde puede dormir.

4. Desensibilizar a tu gato a los ruidos del bebé

Los bebés que lloran pueden molestar a los adultos, y aún más los gatos. Para ayudar a tu gato a tomar estos lamentables sonidos con calma, graba al bebé de un amigo en apuros o descarga sonidos de un bebé que llora. Dale al gato comida o interactúa con él mientras suenan unos minutos de los sonidos del bebé a un volumen bajo. Aumenta gradualmente el volumen y la duración de la exposición.

DESENSIBE TU GATO A LOS JUGUETES

5. Desensibilaza tu gato a los juguetes

Los juguetes y equipos musicales infantiles generan muchos. Para ayudar a tu gato a adaptarse a estos, configúralos por adelantado y enciéndelos periódicamente. Esto te dará tiempo suficiente para que investigue y se acostumbre a ellos.

Esperamos que estos consejos sean de utilidad para lograr la mejor relación posible entre tus dos tesoros amados